Kuopio Finlandia central

Vistas de Kuopio y de la región de los lagos desde la Torre de Puijo. ©María Calvo.

Kuopio es otro ejemplo de esas ciudades de tamaño humano que se encuentran en Finlandia. Una ciudad con un urbanismo agradable, lagos y bosques en los que se inserta la ciudad y que reciben a los barrios y los edificios.

Y como en el resto de Finlandia, el Kuopio sorprende por su animación, calidad de servicios y buen ambiente. Museos, bares, restaurantes, hoteles de calidad y actividades deportivas casi sin fin. Todo perfectamente comunicado con el resto del país y muy cerca de la mayor parte de Europa. Finlandia vive en el norte ártico, y sin embargo, es siempre una aventura tranquila y agradable.

Kuopio es de nuevo, ejemplar para quienes deseen comenzar una aventura natural y humana. Se encuentra en plena Región de los mil lagos, a unos 400 kilómetros de Helsinki. Junto a Joensuu y Jyväskylä es la ciudad más importante de todo el centro de Finlandia. Unos 120 mil habitantes (la novena del país) en una ciudad universitaria y de servicios pero que ha mantenido parte de pasado industrial y que es la capital de la provincia/región de Savonia del Norte. Así pues, Kuopio es uno centro regional muy importante, más que la propia región. Finlandia es un país muy centralizado y la gestión política se reparte entre el gobierno central y los municipios, que son muy grandes.

Una ciudad ordenada y agradable.

La ciudad es muy bonita, con una plano basado en calles paralelas que se cortan en ángulos rectos, muy típico en Finlandia. Esto se debe a que los incendios arrasaron frecuentemente los edificios de madera de antes del siglo XIX y los planos posteriores son similares en gran parte de ciudades.

Kuopio ocupa parte de una gran península dentro del lago Kallavesi y se extiende por algunas islas adyacentes. En una de esas islas, la de Korkeasaari al sur del centro ha surgido el barrio de Saaristokaupunki un ejemplo del nuevo urbanismo finlandés.

Buena parte del centro de la ciudad es peatonal, algo que siempre se agradece. Toda la zona de la plaza central, donde está el mercado, el ayuntamiento y varios centros comerciales es peatonal. En la plaza, los días de mercado se pueden degustar dos de sus productos típicos, el muikku que son una especie de fish and chips, sin patatas. Estos peces de lago parecen sardinas o anchoas, deliciosos y aceitosos. Con ellos de se rellena un bollo de pan deliciosamente alimenticio, el Kalakukko.

Kuopio es un importante centro regional, con varias universidades y uno de los polos médicos del país con muchas empresas que trabajan en la biomedicina y el sector de la salud.

También destaca la cultura con varios museos, una parte del antiguo centro histórico compuesta por edificios de madera.

Kuopio posee varios festivales de música y danza muy apreciados en Finlandia, como el ANTI – Contemporary Art Festival, Kuopio Dance Festival, el Kuopio Rockcock, el Kuopio Wine Festival o eventos deportivos como son el Maratón de Kuopio y el Maratón de Invierno.

Un poco de Historia.

Vistas de los lagos desde la Torre de Puijo. ©María Calvo.

Las ciudades del centro de Finlandia son relativamente recientes ya que la zona era de difícil acceso a causa de los lagos y los bosques. La dificultad para trabajar la tierra y para las comunicaciones, hicieron que el poblamiento de la zona sólo se iniciase de manera organizada en el siglo XVI, en el periodo sueco, bajo los auspicios del obispo Mikael Agricola. La ciudad de Kuopio fue creada por el Gobernador Peter Brahe en 1653, pero la carta real sólo llegaría en 1775 cuando Gustavo III de Suecia la otorga.

Durante el periodo ruso la madera se vuelve un sector económicamente muy atractivo y el comercio crece así como la importancia de la ciudad. La apertura del Canal de Saima en 1856 y el ferrocarril de Savo de 1989 que comunica el gran lago finlandés con el Ladoga y el mar Báltico permitieron que la madera de Kuopio se pudiera exportar tanto en verano como en invierno.

Clima en Kuopio.

Los inviernos son largo y fríos con abundante nieve, lo que hace la zona perfecta para disfrutar de los deportes invernales. El esquí nórdico o alpino (en la zona de Tahko hay una famosa estación de esquí), el patinaje de hielo, el hockey, las rutas en fatbikes o raquetas son posibles de noviembre/diciembre a marzo.

El verano es corto, junio/agosto, pero puede ser bastante caluroso, una vez más perfecto para los deportes acuáticos, los festivales musicales y el senderismo. En otoño es cuando más llueve lo que produce abundantes setas y bayas.

Monumentos y lugares de interés, que ver.

Mercado de Kuopio. ©María Calvo.

Situada en un entorno natural increíble, entre lagos, penínsulas, bosques y vistas de la naturaleza que se pierden en el horizonte, Luopio destaca por ser un oasis de civilización en mitad el verde, del amarillo o del blanco del paisaje finlandés, dependiendo de las estaciones.

Quizá por todo ello se puede empezar la visita, o terminarla, en la Torre Puijo, situad al norte de Kuopio. Desde sus 75 metros de altura se vislumbra toda la región. Terminada en 1963, cuenta con un restaurante giratorio para 100 personas. La torre se sitúa en la colina homónima, junto a las pistas de esquí y los trampolines de saltos. El  gran bosque adyacente es muy popular entre los habitantes, para pasear, recoger bayas o setas.

La Catedral de Kuopio.

Catedral luterana se encuentra en el centro peatonal de la ciudad, en un pequeño parque en lo alto de una leve colina. Fue construida a principios del siglo XIX.

La plaza del Mercado.

La plaza del mercado es el centro comercial de la ciudad. Varios monumentos limitan este espacio reformado en los años 60 y que se parece a las típicas plazas cuadrangulares de Lahti, Tampere o Turku. El más destacado, además del mercado veraniego, es el edificio del Mercado Central de 1903 (Kauppa Halli), y de color amarillo, uno de los más bonitos de la ciudad. En su interior los puestos de pescado, de pan, dulces, carne o vegetales se mezclan con cafés, por su puesto y alguna tienda de artesanía y diseño. Del otro lado el edificio del ayuntamiento también es muy bonito.

La calle de Pikku-Pietari es una estrecha calle peatonal con edificios de madera, previos a los incendios y reconversiones urbanas. Es junto a algunos edificios históricos también de madera que se encuentran en la zona, el casco antiguo de la ciudad. Durante el verano la calle se convierte en una zona de pequeñas tiendas y un café que atraen a los turistas y muestran la artesanía y el diseño local. Abre entre junio y finales de agosto, aunque se piensa en ampliar la duración de la temporada.

Torre de Puijo. ©María Calvo.

El puerto de Kuopio con su parque y sus bonitos restaurantes como el Restaurante Wahna Satama es una zona muy animada todo el año, sobre todo en verano. Desde esa zona salen, en verano, numerosos ferries y barcos que nos permiten visitar le lago de Kallavesi o embarcarnos en cruceros que pueden llegar hasta Rusia. En verano más de una veintena de cruceros hacen escala o salen de su puerto. Algunos de los buques fueron construidos en el siglo XIX, como el Ukko donde caben hasta 200 pasajeros. Hay un paseo muy bonito desde esa zona de restaurantes y la calle kauppakatu, hasta la península de Vainölänniemi y la isla de Rönö.

También es importante el puerto, porque es el marco de varios Festivales de música, eventos, y por la animación de sus barcos restaurantes, de sus bares y pubs. Por último es muy popular entre los ciudadanos de Kuopio que hacen del lago y de sus orilla, un lugar para bañarse o preparar un pic-nic veraniego en esos días que no terminan nunca.

Espectáculo de leñadores manejando los troncos en el agua.

En Rauhalahti, en el pequeño museo de tradiciones de Jätkänkämppä se celebra durante el verano también se puede asistir, dos veces por semana, a la reconstitución del trabajo de los leñadores que reunión, y movían los troncos de los arboles en el agua. El trabajo, inventado en Europa y exportado a Norteamérica, era muy peligroso y exigía pericia y agilidad.

Saunas, la sauna de humo más grande del mundo.

En Rauhalahti, al sur del centro de Kuopio se encuentra la sauna de humo más grande de toda Finlandia y de todo el mundo. Situada junto a un hotel, está a la disposición de los huéspedes una parte del tiempo, pero funciona como sauna pública otra parte del día.

Gastronomía.

Muikko con salsa ali-oli. ©Iñigo Pedrueza.

La gastronomía es algo muy importante en Finlandia, su pan, sus mermeladas y bayas del bosque son, con los pescados lo primero que descubrimos y que nos encanta. Kuopio posee algunas recetas y especialidades propias que no hay que dejar de probar.

Las dos principales son el Muikko, una especie de pescaditos fritos o Fish fried parecidos a las anchoas pero se trata de un pescado de lago, blanco frito en mantequilla. Sabroso y pesado! Hay que probarlo.

El segundo es el Kalakukko, un bollo de pan horneado y relleno de carne o pescado muikko! Tan delicioso como contundente con su pan de centeno horneado a baja temperatura durante horas. Es recomendable encargarlo.

Los Helados son también un producto muy destacable. Los finlandeses los adoran, en Kuopio hay que probar los helados de la marca local My Ice D que se pueden degustar en la calle Matkuksentie 60.

Actividades deportivas y otras en Kuopio.

Un “lavvu” y la provisión de madera que deberemos reponer.©María Calvo.

En Kuopio y sus alrededores se puede hacer casi cualquier deporte. Todo el año es posible hacer rutas de senderismo, y después comer en una barbacoa pública de las muchas que se encuentran en los recorridos. Son los lavo, cabañas rústicas de monte donde hay leña y una barbacoa pública para que asemos nuestros pescados o carne. Sólo hay ue dejar el lugar tan limpio como lo encontremos y cortar la leña que usemos. ¡NO se cortan árboles! simplemente hay que picar algunos de los pedazos que hay en unas pilas preparas para ello, estamos en Finlandia y todo está organizado, eso sí hay que seguir la normas y tener espíritu público y ciudadano.

Las actividades náuticas son innumerables: moto de agua, alquiler de botes, cruceros en barco, natación, alquiler de kayak, canoa o padre sur. Y cuando llega el inverno las de nieve: moto de nieve, esquí, sauna y chapuzón en el agua con un agujero abierto en el hielo.

¿Y si volamos un poco? Del puerto de Kuopio despega un pequeño hidroavión que realiza cortos vuelos sobre la ciudad, el lago Kallavesi y la miríada de islas de la zona. Una experiencia única que puede permitir descubrir Finlandia desde los aires.

Qué ver cerca de Kuopio.

Varios parques nacionales se encuentran en la zona, por ejemplo el de Konnevesi del Sur, situado al oeste, entre Jyväskylä y Kuopio. Muchas posibilidades en una zona lacustre con islas, bosques y muchos servicios de calidad.

Otro lugar muy recomendable es el pequeño pueblo de Tahko, una estación de esquí y balneario en verano situado en otro entorno típicamente finlandés. Una pista de esquí, remontes, numerosos hoteles, campos de golf, un puerto y una gran diversidad de actividades para el invierno y el verano, con nieve o con agua, hacen de Tahko, un destino perfecto para los amantes del deporte y del reposo.

Como llegar.

Situado a 400 km de Helsinki. Se tarda 4h 20m por carretera y 5h 15m por tren. Jyväskylä está a 150 km (1h 50m en automóvil, 2 horas en tren); Joensuu en Carelia a 140km (2 horas en tren 1h45 en coche); Tampere a 300 km (3h35 en coche, 4h10m en tren) y Rovaniemi en Laponia a 505 km (8 horas en autobús y unas 6 en automóvil).

También hay vuelos internos desde Helsinki.

Kalakukko delicia de Kuopio. ©Iñigo Pedrueza.